Tu cárcel


En cárcel de huesos y carne, con ese aroma a encierro y a podredumbre, donde la compañía habitual son ratas que se te echan en los pies, pues buscan el poco calor que genera el famélico despojo de cuerpo.
En ese confinamiento nauseabundo, con esa pestilencia adherida a las paredes, se encuentra un alma oprimida que busca cualquier mínima rendija para esfumarse, ojalá, hasta la eternidad.
Hasta un segundo de aire nuevo le sirve para dar alas a sus sueños, así los deja libres como pajarillos en el cielo.
Miedo a no encontrar ése ápice de espacio o a secarse en la agonía de sus anhelos…
Temor a que su sangre se vuelva cal, a que los párpados se cansen de luchar y se entreguen al final descanso y no entre más la luz de ese sol que tanto adora y que penumbras tenebrosas le abracen y venzan sobre ellas las cadenas.
!Basta ya de lamentos! Entierra esas uñas en las paredes, rasgúñalas aunque sangren tus dedos y te despellejes.
Sólo tú puedes destruir el sarcófago que tu mente ha creado para aislarte del mundo viviente. Deja ya de soñar…
¡Vive!
!El tiempo corre!
¡No sigas ausente!

Viviana Lizana Urbina©

Salida sin mí


Distorción de emociones,
quebrajos de hojas secas, llantos en el viento, torbellino de ilusiones y tristezas.
Cristales en mil pedazos, letras recortadas por manos de niños de sueños rotos que se han vuelto pesadillas. 

El libro de una historia escrita con tinta indeleble, se ha hecho cenizas.

Camino por sendero sinuoso con sombras de árboles con espinas que rasgaron mi alma y he caído en pantano repleto de cobras enardecidas.

Así ha sentido mi mente estar perdida…

Llevada por la marea en bote sin remos o como barco sin timón y a la deriva, soñando con el horizonte, donde esa hostia gigante apaga su fuego en las aguas frías…
Se hela el manto luminoso, empañándolo con telas gruesas decoradas con melancolía.

Miedo corre por mis venas, la sangre se escurre como rocío por mis mejillas.

¿Dónde está el faro de mis horas?
¿Dónde se cobijó mi estrella guía?

Grito desesperada al viento…
¡Voces de los abismos! ¿dónde quedaron la luz, el calor, el color y bríos de mis días?

…¡Silencio!

!Abro mi puerta!…
Me adentro…
Y allí están…

Fortaleza y fe
me aguardan,
descansan sobre mi pecho mientras duermo…

Viviana Lizana Urbina

Corazón de algodón


Tienes ese no sé qué que encanta a los pajarillos.
No lo niegues, es sólo ver cómo te esperan espectantes y se hacen notar cuando te asomas..
Todos se detienen a revolotear en tu ventana, es como si de tu alma no salieran palabras, es como si trinaras como ellos al silbar en las mañanas…
Has visto cómo se deshacesen agitando sus alas a tu alrededor.
Debe haber algo más que silbido en ese arruyo con que agasajas al cielo al abrir tus cristales en la alborada, es la luz de esa estrella que llevas por alma, la que susurra, grita o llora, según sienta la musa que guardas.
Hasta se abren las nubes para dejarte expuesto a los rayos del sol. Así brillas, así resplandeces, así se siente tu presencia, ¡muy cálida!
Podría decirse que hasta incendios causas… Lo sabes, es lo que provocas cuando tu pluma acaricia las miradas.
O tal vez, eres como el centro de la flor, alimentas con tu esencia a las mariposas. Ellas se posan en ti y beben tu néctar, el más puro, el más dulce y siguen su camino, pues son de alma libre como la tuya, que desea caminar entre los árboles e impregnarse de todo y nada para llenarse de distintos instantes y aromas para luego dibujar letras con la roja tinta que en torrentes conduce tus emociones.
Es que eres así de especial, noble, sencillo, con una fortaleza inmensa y pasión desbordante que insita a quedarse en ti. Pues eres todo eso y un niño a la vez, tienes ese corazón de algodón, cálido y puro donde me he acomodado en un rincón y de allí no deseo salir. Me quedo en silencio refugiada en tu calor.

Es que hacía mucho tiempo que no me sentía tan a gusto.

¿Será que el destino, verdaderamente, está marcado?
¿Será sólo suerte de momento el que, entre letras, la amistad se forjara?

Sea lo que fuere, aquí estamos…
No desandaré lo recorrido.

Caminemos hacia nuestros horizontes, tú allá y yo en mi punto fijo, pero unidos con ese hilo que lo ató el destino.

Viviana Lizana Urbina ©

3 Días 3 frases (Día 3)


Fui retada por Alejandra Meza Fourzán de quien estoy muy agradecida por el detalle de conciderarme para participar de esta actividad. Tal actitud favorece el entrelazar nuestros gustos por la escritura.

Las reglas de participación son las siguientes:

1. Publicar una frase cada día durante tres días, puede ser de un libro, una canción, una película…

2. Nominar a tres blogueros en cada post para retarlos.

Hoy he elegido una frase, del libro “Del amor y otros demonios” de Gabriel García Márquez.
Cuando la felicidad no es capaz de hacernos levantar, sólo el tiempo lo hará.

“No hay medicina que cure lo que no cura la felicidad.”

Reto a los siguientes tres blogueros:

Estrella Amaranto
Marina Collado Prieto
Aderet Ela

Feliz día a todos.

Viviana

Reto 3 días 3 frases (Día 2)

Reto 3 días 3 frases (Día 2)

Fui retada por Alejandra Meza Fourzán de quien estoy muy agradecida por el detalle de conciderarme para participar de esta actividad. Tal actitud favorece el entrelazar nuestros gustos por la escritura.

Las reglas de participación son las siguientes:

1. Publicar una frase cada día durante tres días, puede ser de un libro, una canción, una película…

2. Nominar a tres blogueros en cada post para retarlos.

He elegido una cita del libro “Tus zonas erróneas” de Dr. Wayne W. Dyer.
La elegí para reafirmar que no debemos criticar a los demás, pues en esas falencias vemos nuestra realidad encubierta.

“Cuando juzgas a otros, no los defines, te defines a ti mismo”.

Reto a los siguientes tres blogueros:

Ramón Fernández (palabraypoesiarfdez)
Kike (Delirios de una musa)
Marijose Luque Fernández

Feliz tarde

Viviana

Reto 3 días 3 frases (Día 1)


Reto 3 días 3 frases (Día 1)

Fui retada por Alejandra Meza Fourzán de quien estoy muy agradecida por el detalle de conciderarme para participar de esta actividad. Tal actitud favorece el entrelazar nuestros gustos por la escritura.

Las reglas de participación son las siguientes:

1. Publicar una frase cada día durante tres días, puede ser de un libro, una canción, una película…

2. Nominar a tres blogueros en cada post para retarlos.

He elegido un fragmento del libro LA TREGUA de Mario Benedetti, autor que encandiló mi alma y la, condujo a desprender poco a poco letras.
El fragmento dice así…

” Ella me daba la mano y no hacía falta más. Me alcanzaba para sentir que era bien acogido. Más que besarla, más que acostarnos juntos, más que ninguna otra cosa, ella me daba la mano y eso era amor. ”

Mario Benedetti, La tregua

Reto a los siguientes tres blogueros:

Berkanaluz
Lucas Claudín Di Fidio
Agapxis Poveda

Feliz Sábado para todos.

Viviana

Sólo eso basta


Ahí estás, a pesar de este frío cristal, del tiempo y las gotas de agua.
Rozamos la noche y las miradas se buscan entre la tierra y el cielo, hay tanto que decir pero basta con sólo una expresión. Saberte, oírte y soñarte me bastan para sentir una permanente emoción.
Tiempo, camino, existencialidad, luces y sombras.
Prefiero la luz que se ha encendido en mi corazón, prefiero lo poco a la nada, aunque los caminos sólo se soslayaran unos segundos en el aire, pues aquí te tengo y ahí me tienes.

Viviana Lizana Urbina ©